viernes, 8 de julio de 2011

Página veinticuatro: Una reunión en los Viveros

Mi querido, apreciado y nunca olvidado lector:

La anunciada reunión de mayo, finalmente se realizó. En Augusta-México, somos pocas, así que todo estuvo fluido y sin mayor contratiempo -si se exceptúa la perdida de mi celular-. Para mí, cada reunión de Augusta, es única; y, en esta ocasión, lo volvía constatar. Me costó tanto llevar buen fin mi atuendo para esta reunión. Desde las indecisiones para conseguir la tela, hasta mi necedad por seguir cosiendo a mano -teniendo, como tengo una máquina de coser eléctrica-. Este ha sido mi mejor creación aunque asumo que sus errores, en cuanto a confección, han sido muchos.  No, no se me da el patronaje y, por otro lado, lo hago todo a "ojo de buen cubero". En fin... Lo importante aquí, es que me sentí increíble vestida de esta manera y me divertí mucho jugando al "badminton" y bailando.  Reafirme mi torpeza para los deportes de raqueta; pero, me reí y me reí hasta quedar casi sin aliento.  Hablamos mucho, intercambiamos opiniones e hicimos planes para futuras reuniones. Hicimos un "picnic" y hasta nos tomamos vídeos que aun no se editan.  La verdad, fue una mañana magnífica entre árboles y con música de batucada de fondo. La sesión de fotos, entre las palmeras, me evocó un soñado viaje al Egipto de los Siddons.

Ahora, nos encontramos preparando una ofrenda a los héroes de 1847 y, por supuesto, el vestuario tendrá que ir de acorde a la época señalada. Iré comentando más de esto conforme se vaya acercando la fecha de noviembre en la que pensamos reunirnos. De momento, concluiré esta breve entrada con este enlace de fotografías que espero que sean de tu agrado lector mío.

http://www.flickr.com/photos/63514264@N06/sets/72157626851223118/